Bizcocho de naranja

Hoy traigo esta receta de bizcocho saludable de naranja. Esta temporada me ha dado por hacer recetas dulces con naranja, me gusta muchísimo el toque que da tanto a bizcochos, como a tartas o galletas.

En esta ocasión probé este bizcocho saludable de naranja, que nos duró en la cocina dos días, no os digo más. Tiene una textura muy esponjosa y húmeda que lo hace muy apetecible.

En esta ocasión, y para evitar añadir azúcar como endulzante, experimenté con la pasta de dátil. Esta opción se puede utilizar para cualquier receta dulce (galletas, bizcochos, tartas…) y es muy sencillo de preparar. Para esta receta utilicé unos 7 dátiles gorditos, les quité el hueso y los puse a remojo con agua tibia mientras preparaba el resto de ingredientes. Pasados unos 15-20 minutos, lo trituré todo bien (dátiles + agua) y ya estaba la pasta lista para utilizar. El dulzor que deja es distinto al del azúcar (obviamente) pero el resultado fue muy bueno.

En casa no tenemos azúcar porque no lo utilizamos para nada. En mis recetas suelo utilizar sirope de ágave o miel, pero a partir de ahora, la pasta de dátil queda añadida a la lista de endulzantes sin ninguna duda.

Ahora sí, ¿nos ponemos con el bizcocho?

INGREDIENTES:

  • 3 huevos
  • Zumo de una naranja
  • Ralladura de la piel de una naranja
  • 15 g de levadura en polvo (1 sobre)
  • 1 yogur natural
  • 1/2 vasito de yogur de aceite de oliva
  • 3 vasitos de yogur de harina integral o harina de avena
  • Endulzante (yo usé pasta de dátil, pero podéis utilizar stevia, miel o lo que prefiráis)
  • Canela al gusto

ELABORACIÓN:

  • Precalentar el horno a 175º.
  • Batir los huevos junto con el endulzante (en mi caso, con la pasta de dátil).
  • Añadir el yogur, el aceite, la ralladura y el jugo de naranja y mezclar hasta que queden todos los ingredientes bien integrados.
  • Añadir la harina, la canela y la levadura, tamizándolo todo con un colador y mezclar muy bien hasta que no quede ningún grumo.
  • Verter en un molde previamente engrasado o forrado con papel vegetal, añadir un toque más de canela por encima y hornear a 175° durante unos 40 min. Id controlando porque cada horno es un mundo.

¿Es lo más fácil del mundo sí o no? Por lo general, los bizcochos que llevan yogur quedan con una textura que me encanta y os recomiendo mucho que probéis.

Para conocer más recetas e innovar en la cocina, puedes pinchar AQUÍ.

Contadme si lo probáis, y si triunfa igual que en mi casa 😉

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.